Acné Felino

treating feline acne 700x562 - Acné Felino

El acné felino es un problema que se observa en los gatos, principalmente en la formación de espinillas negras o puntos negros acompañadas de inflamación en la barbilla del gato debajo del mentón y las áreas circundantes que pueden causar lesiones, alopecia y llagas. En muchos casos, los síntomas son leves y la enfermedad no requiere tratamiento. Los casos leves se verán como si el gato tuviera suciedad de color oscuro en la barbilla, pero la suciedad no se irá cepillando. El acné felino puede afectar a los gatos de cualquier edad, sexo o raza, aunque los gatos persas también pueden desarrollar acné en la cara y en los pliegues de la piel. Este problema puede ocurrir una vez, volver a ocurrir, o incluso persistir a lo largo de la vida del gato.

Las glándulas sebáceas son glándulas de la piel que producen aceite y se encuentran principalmente en la piel de la barbilla, en la base de la cola, en los párpados, los labios, el prepucio y el escroto. Están conectadas a los folículos pilosos. En el acné, los folículos se obstruyen con material sebáceo negro, formando comedones (también conocidos como puntos negros). Los comedones pueden irritarse, hincharse, infectarse y, en última instancia, convertirse en pústulas. Estos pueden provocar picazón y molestias debido a la hinchazón y el crecimiento bacteriano dentro de las glándulas infectadas. La foliculitis bacteriana ocurre cuando los folículos se infectan con Staphylococcus aureus y se relacionan comúnmente con el acné felino de moderado a grave. También pueden ocurrir infecciones micóticas secundarias (especies malassezia).

Otras afecciones que pueden causar afecciones de apariencia similar incluyen ácaros de la piel, tiña, infección por levaduras o enfermedades autoinmunes como el complejo de granulomas eosinófilos (“úlceras de roedores”). Se pueden descartar mediante una simple biopsia de las células afectadas.

images - Acné Felino

Causas

Aunque la causa exacta del acné felino es desconocida, algunas causas incluyen:

  • Glándulas sebáceas hiperactivas
  • Mala higiene
  • Estrés
  • Desarrollo secundario a infecciones por hongos, virus y bacterias.
  • Reacción a alguna medicación.
  • Beber de envases plásticos a los que el gato es alérgico.
  • Demodicosis o sarna, causando picazón y pérdida de cabello.
  • Sistema inmune suprimido
  • Folículos pilosos que no funcionan correctamente
  • Frotar la barbilla (para mostrar afecto o marcar el territorio) en artículos del hogar no desinfectados
  • Desequilibrio hormonal
  • Contraer la infección de otros gatos en la misma casa.

¿Te ha sido útil esta información?

Haz clic en una estrella para calificarla

Average rating 5 / 5. Vote count: 2

No hay votos hasta ahora. Sé el primero en calificar nuestra publicación.

We are sorry that this post was not useful for you!

Let us improve this post!

Tell us how we can improve this post?

Compartir