Micoplasma

1 flea tick mistakes  - Micoplasma

La infección por micoplasma, tambien conocida como anemia infecciosa; micoplasmosis hemotrópica o hemobartonella, es causada por un tipo de bacteria que actúa como un parásito en la sangre y causa anemia y otros signos de infección. Es una afección médica que afecta a gatos, perros, animales de granja y personas. Las bacterias están presentes en la mayoría de los ambientes. Una forma de transmisión comun es la picadura de pulgas y garrapatas infectadas. Los animales sanos experimentarán poco o ningún síntoma, pero los muy jóvenes o viejos o aquellos con trastornos inmunes pueden tener anemia grave y otros signos de infección. El micoplasma comúnmente causa síntomas respiratorios como bronquitis y neumonía, pero también puede causar infección en otras partes del cuerpo. Puede ser necesario un tratamiento con antibióticos para superar la enfermedad, especialmente en animales con un rendimiento inmunológico deficiente.

Causas de la microplasmosis

La infección por micoplasma es causada por la exposición a bacterias. Esto puede ocurrir en casi cualquier entorno, ya que este tipo de bacteria es muy común. Se puede propagar fácilmente entre los animales, lo que lo hace común en refugios y criaderos, así como en casas con múltiples mascotas. Los seres humanos también están en riesgo de infección. La inmunodeficiencia y las condiciones que debilitan o suprimen el sistema inmunológico aumentan el riesgo de contraer la enfermedad.

Es una enfermedad que puede transmitirse a través de la picadura de ectoparásitos infectados, es decir, parásitos que se encuentran en la piel de los animales. Los vectores más comunes son pulgas y garrapatas, por este motivo es tan importante la prevención mediante la desparasitación regular. También puede aparecer provocada por una transmisión iatrogénica, como consecuencia de un acto médico, a través de la transfusión de sangre contaminada. Otra forma de contagio es vertical por via placentaria desde la madre al hijo.

Una vez entra en el torrente sanguíneo a través de la picadura de pulgas y garrapatas infectadas, se adhiere parcialmente a la superficie de los glóbulos rojos causando su hemólisis, es decir, destruyéndolos, y provocando así la aparición de anemia.

Incluso habiendo estado en contacto con la bacteria, existen animales que no desarrollan la enfermedad y que además son asintomáticos: no muestran síntomas de enfermedad. En este caso hablamos de animales portadores que no manifiestan la enfermedad pero pueden transmitirla.

Portadores

Se ha demostrado que aunque los antibióticos son eficaces tratando la anemia, no siempre se consigue eliminar la infección y algunos animales pueden ser portadores durante un largo período de tiempo. Estos animales están sanos aparentemente, pero en situaciones de estrés pueden sufrir una recaída de la enfermedad.

¿Te ha sido útil esta información?

Haz clic en una estrella para calificarla

Average rating 0 / 5. Vote count: 0

No hay votos hasta ahora. Sé el primero en calificar nuestra publicación.

We are sorry that this post was not useful for you!

Let us improve this post!

Tell us how we can improve this post?

Compartir